Se le alinean los astros a J. A. Meade. Por: Abraham Mohamed/Revista Candelero. Noviembre 7, 2017. Uneabasto.com

El 15 de Noviembre deberá quedar aprobado por el Congreso de la Unión el Paquete Económico que comprende el Presupuesto de Egresos, la Ley de Ingresos Federales y los Criterios Generales de Política Económica para el 2018 que es el último año del gobierno de Peña Nieto.

Creo que después de esto, agarrará más vuelo la proyección de José Antonio Meade Kuribreña como el más viable para ser el candidato del PRI a la Presidencia de la República.

Esto se deduce por su amplio desempeño desde 1991 en que se inició en el servicio público pasando diversas áreas, destacándose primero, por apoyar con eficacia a los olvidados campesinos desde Financiera Rural que dirigió; luego por participar en las reformas fiscales que el país requería. Conoce bien nuestra circunstancia energética porque fungió como Secretario del ramo en el gobierno de Calderón que también lo aprovechó como Secretario de Hacienda.

Cuando Peña Nieto llegó a la Presidencia, nombró a Meade Secretario de Relaciones Exteriores por lo que también conoce y lo conocen bien en el mundo de la diplomacia. Después de dos años y medio dejó de ser Canciller para ser convertido en titular de la Secretaría de Desarrollo Social donde solo por un año se encargó de impulsar los programas para disminuir la pobreza ya que el Presidente Peña decidió aprovecharlo mejor encargándole las finanzas del país desde la Secretaría de Hacienda y Crédito Público donde ha hecho extraordinario papel.

Esto se confirma con el “Paquete Económico 2018” o Miscelánea Fiscal” como también se le conoce, y que según el propio Meade que lo elaboró, “está diseñado para mantener la estabilidad de nuestra economía” porque no incluye nuevos impuestos ni ajustes al gasto público.

El Presupuesto del Gasto Federal será el año próximo de $5 billones, 279 mil 667 millones de pesos, que supera por $43 mil 291 millones lo propuesto por el Ejecutivo que fue de $5 billones 236 mil 375 millones porque los legisladores así lo consideraron conveniente al incrementar el ingreso con la modificación de 46 a 48.5 dls. el precio del barril de petróleo y mantener la paridad del dólar entre 18.10 y 18.40 pesos.

Se infiere que esto dará firmeza para el desarrollo con certidumbre tributaria y también porque el gasto federal está proyectado con amplio sentido social pues garantiza el financiamiento para programas del Coneval para disminuir la pobreza y también porque esos 43 mil millones de pesos extras son para apoyar a las Entidades afectadas por los pasados sismos del 7 y 19 de Septiembre.

No faltarán voces que tendenciosamente suelten la versión de que éste Presupuesto es un “Presupuesto Electorero” pues está muy enfocado a abatir la pobreza, impulsar al campo y ayudar a los miles y miles de damnificados que perdieron todo su patrimonio con los recientes sismos.

Pero también creo que esas voces no serán escuchadas y menos tendrán eco, porque tales apoyos los tiene que hacer forzosamente el gobierno para ayudar a los jodidos, y si las circunstancias así se dieron en tiempos electorales, y si eso puede ayudar a todos los candidatos que el PRI postule, empezando por su candidato presidencial que puede ser José Antonio Meade, pues que se le va a hacer.

Ah, Meade como cualquier otro funcionario que pretenda ser candidateado para algún cargo público deberá renunciar seis meses antes de la elección que será el 1 de Julio del 2018, por lo que tiene de chance para retirarse del cargo lo que resta de este año.

Así que ya veremos quienes se anticipan a la lluvia de renuncias, por así convenirles para sus campañas de proselitismo.

Pero vayamos a lo del Presupuesto Federal:

Ya quedamos en que el Presupuesto de Egresos será de 5 billones 279 mil 667 millones de pesos porque la Ley de Ingresos para el 2018 prevé obtener esa cifra que se incrementó en 43 mil 291.4 millones a la propuesta del Ejecutivo por el alza en el precio del barril de petróleo de 46 a 48.5 dólares y el tipo de cambio se promedia entre 18.10 y 18.40 pesos por dólar.

Se autoriza al Gobierno Federal un endeudamiento interno neto por 470 mil mdp y un endeudamiento externo neto de 5 mil 500 millones de dólares.

También hubo modificación al endeudamiento de la Ciudad de México hasta por 5 mil 500 mdp en vez de los 4 mil 500 mdp para que pueda contar con más recursos para atender la reconstrucción de los daños causados por el sismo del pasado 19 S.

La recaudación federal participable se incrementa en 22 mil 800.6 mdp para llegar a 2 billones 902 mil 721.9 mdp y poder cubrir las necesidades de los Estados.

Con referencia a los presupuestos para cada una de las Secretarías de Estado y demás dependencias y organismos federales, ya publicaremos en su oportunidad los más sobresalientes.

Por lo pronto solo puedo adelantar que el ahorro se hace más riguroso en la contratación de personal, el renta, remodelación o compra de espacios y mobiliario de oficinas, en la compra de autos oficiales y viáticos para los funcionarios, etc. etc.

Por la austeridad ya no habrá Partida Secreta para la Presidencia de la República y la autorización de publicidad en los diferentes medios y toda la estrategia y programas de Comunicación Social del Ejecutivo que comprende también los tiempos fiscales en Radio y TV, será la Secretaría de Gobernación la que “palomee”.

Y ya de pilón le informo que quien resulte electo Presidente de la República en el 2018, contará con 150 millones de pesos para elaborar y presentar su Plan Nacional de Desarrollo; la Iniciativa de Ley de Ingresos y el Proyecto del Presupuesto de Egresos para el 2019; para armar sus programas gubernamentales, de Seguridad Pública y Seguridad Nacional y para realizar los trabajos de enlace y transición con la Administración saliente del Presidente Enrique Peña Nieto.

Este martes 7 de Noviembre en que se reanudan las sesiones en el Congreso de la Unión empezará a “plancharse” la aprobación del “Paquete Económico 2018” -le añado- “ y político” para que quede listo antes del día 17 que es la fecha límite que marca la Ley.

Después de esto, Senadores y Diputados se avocarán a revisar “los otros pendientes que tienen” y que, entre los más importantes son el Sistema Nacional Anticorrupción; el Fiscal General de la República; el Fiscal Electoral; el Auditor Superior de la Federación y la Ley de Seguridad Interior para que las fuerzas armadas tengan respaldo jurídico en sus operativos de proteger a los ciudadanos, y ya párele, porque en éste Período ya es mucho para nuestros legisladores.

Por: Abraham Mohamed/ Revista "Candelero", en colaboración con Uneabasto.com. Todos los derechos Reservados MMXVI

Regresar a home-page